miércoles, 9 de agosto de 2017

Reseña: Todo, todo de Nicola Yoon




Título: Todo, todo.
Título origunal: Everything, everything.
Autor: Nicola Yoon.
Editorial: SM.
ISBN: 9789877314373.
Páginas: 317.
Precio argentino: $310.

Goodreads | Tematika 


Todo todo es una novela sobre la emoción y la angustia que supone abrir nuestro corazón a otra persona, sobre esa sensación tan única que nos hace sentir mariposas en el estómago y sobre las locuras que cualquiera de nosotros podría cometer... por amor.
Madeline Whittier es alérgica al mundo exterior. Tan alérgica, de hecho, que no ha salido de su casa en 17 años. Aún así, su vida transcurre feliz y tranquila hasta que el chico de ojos azules como el Atlántico se muda a la casa de al lado. El flechazo surge por mensajería instantánea y va creciendo y complicándose a través de un sinfín de conversaciones, anhelos, viñetas, senaciones, ilustraciones, sueños...
Y es que resulta difícil volver a la rutina de siempre con todos los ruidos que llegan de fuera. De repente, Maddy es consciente del cotilleo de los pájaros y de los rayos de sol que se cuelan por sus contraventanas. Y cuanto más trata de separarse del mundo exterior, más empeñado parece en entrar...
¿Qué tendrá Olly que lo hace tan impredecible? ¿Y tan... especial? ¿Qué tendrá Olly para hacer que la realidad de Madeline se tambalee?
Todo, todo está narrado por Madeline Whittier, una adolescente de dieciocho años que padece de inmunodeficiencia combinada (o SCID, que son las siglas en inglés) y que, por esa razón, no puede salir de su casa, ella es alérgica al mundo. Se podría decir que es una "chica burbuja", por vivir en una casa herméticamente cerrada.

Maddy tiene una pasión muy fuerte por los libros y su favorito es El principito. Ella ama aventurarse en diferentes historias y luego escribir reseñas con spoilers en su blog "La vida es corta". Le gusta pasar tiempo con Carla, su amiga y enfermera, y con su mamá.


Los días de la vida de nuestra protagonista eran bastante aburridos a nuestros ojos, casi siempre hacía lo mismo, pero esto cambia cuando Oliver y su familia se mudan a la casa de al lado. Ellos empiezan a tener curiosidad el uno por el otro y no se quedarán de brazos cruzados, comenzarán una amistad a pesar de las dificultades.

-Dedícale algo de tiempo a tu madre. Los chicos vienen y van; una madre es para siempre.

Para empezar, si se compran el libro que tiene la portada de la película, CUIDADO porque las imágenes que están a mitad de éste son puro SPOILER. Saltéenlas por mucho que les cueste, porque sino sabrán el final de la historia.

Ahora, hablando sobre el contenido de Todo, todo... Lo que nos encontramos entre éstas páginas es una historia supersencilla pero MUY bien contada y muy original a mi parecer. Los capítulos son re cortos y están llenos de dibujitos (que fueron hechos por el marido de la autora y son realmente lindos), haciendo que sea una lectura hiper rápida y amena.

Los personajes están bien construidos y tienen profundidad. A Mad la llegamos a conocer del todo y, aunque me hubiese gustado haber aprendido más sobre Oli, lo que la autora nos cuenta de él es lo indispensable para la historia.

Después de mucho pensar, no le encontré ningún punto en contra a esta historia. Este es realmente un libro que le puedo recomendar a cualquier adolescente que quiera leer algo tranquilo, que no tenga muchas vueltas.

Le bajé medio punto al libro ya que no pude disfrutar de los cambios drásticos que da la historia por haber visto la película antes de leerlo, peeero eso fue culpa mía. Seguramente ustedes lo van a amar (o eso espero).

Hay un detalle que no puedo no contarles y es el siguiente: Después de terminar Todo, todo estuve hablando con los chicos de bookstagram y pude darme cuenta que hay cierto parecido entre la historia de Maddy y que conocemos de la famosa película de Disney, Enredados. ¿Alguno lo sintió así también?



{4.5/5}

Un libro sencillo y muy hermoso.




Publicar un comentario
Light Blue Pointer img{ border-radius: 10px; }